David Calzado: “Siro, Edith Massola me preguntó eso pa embarretinarme”

dc 1
“Ni en el cielo, ni en los centros espirituales hay una cantante como la que yo quiero”

A mi entrevistado de hoy lo conocí en el año 1996. Parqueaba su carro debajo de una matica que había en la acera que pasaba por frente al almacén que tenía la antigua ENATES en Playa. Esto es a unas cuadras del actual Shangri-Lá. Por 19 y 70, bajando hacia Miramar.

 Llegaba, sonreía a todos. Saludaba. De él podrán decir muchas cosas, pero NADIE puede decir que es un mal tipo. Antes, y ahora, y después de eso nos hemos visto muchas veces. Siempre ha sido el mismo mulatón de seis pies de estatura que parqueaba su carro y me saludada. Y sonreía. Yo conozco muchos que con la mitad de la fama, o con el triple de la responsabilidad social que él tiene, deberían sonreír y saludar y no lo hacen; o meten la pata y nadie tiene co… raje para formarle fuego en la prensa.

Por eso cuando mi jefe me dijo que tenía que ir a entrevistarlo, pegué el grito en el cielo. ¡Qué contento me puse! De él, de su orquesta, guardo gratos recuerdos, frases memorables… frases que han pasado al anecdotario popular como estas: “búscate un temba que te mantenga” “Regalao murió en el 80´” “Agua mala”.

Jamás podré olvidar aquellos movimientos pélvicos de Michel Maza que pusieron en entredicho la heterosexualidad de Jorge Carpio cuando estudiaba Periodismo en Fy3ra y la continuidad de la Charanga. El día que Michel se trepó en la farola en aquel acto de la UJC… ¡qué valor! No puede hablarse de Robertico Carcassés sin este antecedente. Robertico preguntando por María, años después que Michel se la había fumado hasta el cabo. ¿Se acuerdan de aquellos calzoncillos a cuadros? ¡Cómo olvidar todo aquello! En fin, mi entrevistado de hoy es David Calzado.

Siro Cuartel: ¡David! ¿Qué onda? ¿Cómo estás?

David Calzado: Aquí Siro, huyéndole a la prensa, y a los detractores de 23yM,  y a mis detractores. Parece que se malinterpretó lo que dije en el programucho ese. Por eso le pedí a tu jefe que vinieras, quería aclarar algunos detalles. Mira, es más, voy a denunciar el hecho. ¡Eso fue una trampa de Edith Massola!

SC: ¿Ah sí? ¿Y por qué lo afirmas?

DC: Ya eso lo habíamos discutido, hablado, ya ella sabía la respuesta que yo iba a darle. De hecho ya se la había dado hace unos días. ¡Y volvió a preguntarme lo mismo! Sin dudas quería embarretinarme. ¿No lo entiendes?

SC: Coño Edith… ¡cómo ha cambiado! Tan dulce y angelical que se nos mostró en aquella “Novia para David”.

DC: ¿Dulce? De membrillo ¿no? ¡Si hasta en las películas ella era plástica compadre! Con ese apellido… se va a quedar más sola…

SC: Yo la recuerdo cuando fue a Cayo Largo del Sur en el 2007. ¡Qué manera de bajar tequila y mojitos en el Lobby Bar del Meliá! ¡Nunca en su vida ni Osmany, ni Tito (los bartenders) habían picado tantos limones! Y dicen que Julio el Maitre estaba que ya no sabía cómo reducir los costos del bar.

DC: Siro compadre, ¡conoces más gente que Amaury! ¡Tú estás en todas partes!

SC: ¡Y hacia todas partes voy! Me he propuesto firmemente batir el récord de Elaine Díaz, antes que otros lo hagan. Pero volvamos a la entrevista. ¿A ver, por qué no quieres una mujer en la Charanga?

DC: Porque ese no es el formato. Mira Siro, La Charanga es una orquesta de hombres… de machos hechos y derechos. O al menos que luzcan como tal. Siro, ¿tú te imaginas, a ver, a las Anacaona con Robertón? ¿Tú te imaginas que Robertón se vaya pa las Anacaona? ¿Tú te imaginas a Robertón, con una peluca de las de su ex, Mariuska, cantando con las Anacaona? A Samuelito le da algo.

SC: Pero ¿por qué no le dijiste eso a Edith? ¿Por qué tuviste que decir eso otro que dijiste?

DC: ¡Culpa de ella! Ya te dije que quiso enredarme. ¡Yo no tengo nada en contra de las mujeres! Y si son cantantes menos. Mira, ni en el cielo, ni en los centros espirituales hay una cantante como la que yo quiero, pero te voy a dar la primicia. He decidido, a modo experimental y para compensar un poco la barrabasada que dicen que dije, grabar un álbum con algunas cantantes mujeres.

SC: ¡Con Jennifer López!

DC: ¡Ojalá! Coño Siro, como cambian los tiempos… pensar que cuando ella viajaba en Berjovina por Santa Fé yo andaba ya en un perro perol por la Habana.

SC: Aquí dice, en este cable, que ella no sabe quién tú eres, y que ni en bromas canta contigo, a ver… ¿andas buscando presencia no?

DC: ¡Eso es lo primordial! Ah, y que sean cubanas.

SC: Mmmm ¿figura escultural? … pudieras pagarle una lipo con fat transfer a Maggie Carlés. ¿Te cuadra? ¿Quieres que hable con Susana Pérez? 

DC: ¿La Maggie? ¿Sin Luis Nodal? 

SC: ¡Por supuesto que sin Luis Nodal! ¿De qué sirve Luis Nodal?

DC: … La Maggie… estoy pensando en el “Ave María” versión salsa… sí, #‎Sirvió. Dime otras más.

SC: ¿Haila? ¿Tania Pantoja?

DC: Me han dicho que no ambas. ¡Y eso que las mencioné como candidatas en esa fatídica entrevista! Pero al decir que no tenían la presencia de J-Lo se molestaron muchísimo y me han dicho hasta alma mía por teléfono. Mira, déjame contarte que yo he hecho mis gestiones. Hasta ahora solo me han confirmado Farah María, con quien voy a versionar “El Tiburón”

SC: ¡Ay Dios! Si la veo de nuevo en ese bikini blanco…

DC: Debo advertirte que ni en Macy´s nos fue imposible encontrar uno parecido. Y el original, el que ella guarda, tiene unas manchas amarillas, que no hay cloro ni bicarbonato que las quite. ¡Siro, mira que se derrochaba tela en los 80 en los trajes de baño! Pero, bueno, espero a Farah no le moleste ponerse lo que le he conseguido en Valsan. ¿Tú te imaginas a Farah ahora en el 2015 con unas tanguitas tipo hilo dental?

SC: ¡Ni quiero ver eso! Oye, ¿grabarán en la terraza del Hotel Nacional?

DC: Siro, ya ese relajito de entrar a los hoteles no es así como así.

SC: Coño, ¡con lo fácil que yo me hospedaba en el Hanabanilla!

DC: Siro, ¡qué desfase el tuyo! Es cierto lo que dices; antes podíamos entrar a los hoteles y grabar de jamoneta. ¡Pregúntale a Vicente Rojas y a Los Karachi! Pero no, con esto del MINTUR y los extranjeros… ya ese relajito se acabó. Hay que pedir permiso pa filmar en los Hoteles.

SC: Qué vergüenza… pero a ver ¿quién más te ha confirmado?

DC: Maria Elena Pena, Tanya, y Vicky, la que era locutora de “De la Gran Escena”

SC: Pero… ¿y esa mujer canta?

DC: Majomeno. ¿No te recuerdas cuando se presentó en el Festival OTI? Cogió el 3er lugar y daba unos brincos que parecía había ganado el primero. ¡Lo que son las ganas de viajar caballero! Probablemente tenía ganas de zafarle a Edmundo. ¡Todo el mundo le quiere zafar a Edmundo! En Miami, ya ni a los últimos jueves de Temas lo invitan. Ese argentino Pallí, es pa él na má…

SC: Y esa Tanya que tú dices, ¿es la que cantaba “Ese hombre está loco”? ¿Volvió?

DC: Ha vuelto… e incluso ha abjurado, dice que el hombre no estaba loco nada… lo que era inmortal. ¡Qué suerte la nuestra!

SC: ¿Qué me dices de Venchy Siromajova? ¿Lucia Altieri? ¡Grandes cantantes de nuestra historia musical!

DC: ¡Coño Siro! ¡Qué memoria la tuya! La estás sacando de debajo de la manga. ¿Tú sabes cuándo fue la última vez que Lucia Altieri grabó algo? ¡En el 88 con Enrique Jorrín! La italiana era la candela… ¡hasta cha-cha-chá cantaba! Y la búlgara esa… ¿pero dónde vive esa gente? ¿Dónde están?

SC: Al menos están vivos, porque en la ECURED no les han dado de baja. Ni en la Oficoda tampoco.

DC: Siro, ¿tú no me querrás también joder como Edith?

SC: Coño mi hermano, estoy tratando de ayudarte… a ver, dime: ¿Annia Linares? ¿Mirta Medina?

DC: Nada de eso… ya eso pasó a la historia Siro. Esa gente ya no canta; dobla… como los Milly Vanilly. ¿Ves? A esos mulatones sí los quisiera yo en mi orquesta. ¡Qué presencia Siro, qué presencia! Aquel mulato con las trencitas y los ojos claros, fácil, fácil que traía 5000 jevitas a mis conciertos. Después que se me fue el Leoni no he podido pegar con uno bueno, que cante y que tenga sex appeal. ¡Ayúdame Siro!

SC: ¿Albita? ¿Niurka Marcos?

DC: Sex appeal y educación. Sigue sigue…

SC: ¿Yolie?

DC: No hay presupuesto pa keratina. Sigue…

SC: ¿Miriam Ramos?

DC: Tampoco tenemos presupuesto pa tintes. Dime otra.

SC: ¿Argelia Fragoso?

DC: No no…. muy fina y delicada.

SC: ¿Lucrecia? ¡¡¡Rebeca Martinez!!!

DC: Coño Siro, ¡yo no quiero lío con las autoridades compadre! ¿Tú quieres que me desaparezcan del mapa? Dime otra…

SC: ¿Omara Portuondo? ¿Rosita Fornés?

DC: No no no, más pá acá…

SC: Mira, cantantes buenas me quedan. Gema Corredera, Haydeé Milanés e Ivette Cepeda. ¿Querrán ellas cantar en La Charanga? ¡Lo dudo!

DC: Por eso te decía que estoy jodido Siro. ¡En qué clase de lío me ha metido la Edith Massola esa compadre!

SC: ¡¿Y la hija de ella?! ¿Recuerdas “La Caperucita” con Baby Lores y El Chacal? ¡Fue un éxito!

DC: No jodas Siro, si ella ahí lo que hacía era un corillo.

SC: ¡Pero está buenísima!

DC: Está buena, pero no canta…

SC: ¡Ya sé! ¡Carmelina Barberis!

DC: Coño Siro, parece mentira que tú hayas cogido una entrevista tan importante como esta pal relajo. ¡Y yo que pensaba que tú eras mi amigo! Que me harías una entrevista de verdad, como esas que tú sabes hacer, y no las mierdas que hace Edith Massola. ¡Coño! No importa… ya me lapidaron en una Tribuna, que me importa tu traición.

SC: Pero David…

DC: Nada, tendré que insistir con Jennifer López. Si Alexandr y Randy son socios de Marc Anthony, ¿por qué no puedo llegar yo dónde la J-Lo que es su ex esposa y madre de los jimaguitas? ¡No necesito a nadie! ¡Ni a Edith Massola ni a ti!

SC: Pero David, no te pongas así…

DC: ¡Traidor!

Anuncios

5 comentarios en “David Calzado: “Siro, Edith Massola me preguntó eso pa embarretinarme”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s